Dentro de muy pocas fechas – 07-09-20 – Cantoría Hipponensis correrá el telón del nuevo curso coral tras un periodo musical un tanto accidentado por las razones que todos conocemos. Y en estos momentos, yo me hago la pregunta que se hacía A. Favero en su conocida canción “Por qué cantamos”.

Pues estas son algunas de las razones siguiendo el texto de la canción anteriormente citada:

 Cantamos:

  • Por lo muertos que quedaron sin abrazo
  • Por la patria muerta de tristeza
  • Porque el río está sonando
  • Porque el cruel no tiene nombre
  • Por los sobrevivientes y nuestro muertos que quieren que cantemos
  • Porque creemos en la gente 

Sin embargo, aunque cantamos por las razones anteriormente manifestadas, no me cabe la menor duda, que cada miembro de nuestro coro puede enumerar y añadir mentalmente muchísimos más puntos personales y que puedo resumir. 

 Cantamos:

  • Porque la vida es toda un canto
  • Porque el canto es el mayor grito de la esperanza
  • Porque cada miembro de Cantoría Hipponensis es un afluente impetuoso para formar un río caudaloso
  • Porque … para que seguir enumerando cuando el alma tiene razones que a veces nadie puede explicar. 

Nuevo retos están presentes ante la primera partitura que tendrá que cantar Cantoría Hipponensis, pero con el empeño y maestría de nuestra Directora, el buen hacer de la Junta Directiva y el apoyo incondicional de todo el coro, no habrá dificultad que no se pueda superar. 

¡¡Animo y adelante!

Juan José Davalillo

 

Shares